A principios de junio del año 2009 envié a John Horton Conway, matemático de la Royal Society de Londres y profesor en Princeton, New York, esta figura hecha en píxeles. Lo hice como detalle y agradecimiento por su trabajo como matemático.

Esta figura es en si mismo un «autómata celular». Es decir está digitalmente «viva».

Para + INFO acerca de lo que es un autómata celular pulsa AQUÍ.

Hay figuras más complejas que la que le envié pero al fin y al cabo la figura que le envié resultaba desconocida. Asi que fue un placer para mi añadir un autómata celular más al zoológico impresionante del «Game of Life» que Conway programó en 1970.

Él contestó de vuelta con un:  «Thank you, JHC».

La «vida artificial» que esta figura expresa en la programación que él realizó genera las siguientes formas.

Para entender adecuadamente esta «biología dígital artificial», tenemos que pensar en semillas. No todas las figuras del «Game of Life» de Conway se comportan asi, pero sí la que diseñé de forma lúdica. En ese sentido diferentes figuras se comportan con crecimientos y bucles interesantes de observar.

Todas son semillas pero cada una provoca un tipo de reproducción de información con caracter específico, como una huella digital que es equivalente a como operan las huellas biológicas de las semillas reales. Es como si cada semilla tuviera su «qualia» matérica, o firma biológica. Entendiendo «qualia» como cualidad y especificidad.

Otro ejemplo de «Mandala» digital, creado con el programa de Conway, por otros programadores: